Saltar al contenido

Guía para evitar que te roben señal WiFi

En la era de las comunicaciones la mayoría de nosotros contamos con una red WiFi en nuestra casa, ya que todos o casi todos los servicios que usamos a diario requieren de una conexión de este tipo para funcionar, ya sea que lo hagamos con fines laborales o recreativos. El problema de esto son los intrusos, personas que quieren sacar una ventaja aprovechando nuestra conexión, lo que vuelve nuestro servicio más lento y menos eficiente. Por este motivo es que hoy queremos acercarles una guía muy clara para que puedan evitar que les roben su señal WiFi.

 Guía para evitar que te roben la señal WiFi

Lo que posiblemente muchos no sepan, es que una práctica tan común como “robarle” WiFi a sus vecinos es un delito. Sin embargo, como es difícil de comprobar un accionar como este, son muchas las personas, con algún conocimiento en tecnologías, que utilizan el WiFi de otras personas sin permiso, para no tener que contratar una operadora. Incluso hoy en día podemos encontrar una gran cantidad de programas que nos dan acceso a contraseñas de WiFi, pero la realidad es que, como dijimos antes, esta modalidad es un delito tipificado en el Código Penal, que versa sobre las defraudaciones del fluido eléctrico y análogas.

El problema no es solo las deficiencias de conexión que podemos llegar a tener, sino que al igual que cuando nos conectamos a una red WiFi pública, corremos el riesgo de que nuestra información quede a la vista de las demás personas que están usando esa red.

El hecho de romper las contraseñas para tener acceso a una red privada puede convertirse en un delito de revelación de secretos, que también se encuentra en el Código Penal. Este caso ya es un poco más grave que el anterior, porque las penas van de uno a cuatro años de prisión.

1- Una de las maneras de darnos cuenta que tenemos un intruso usando nuestra red WiFi es cuando la conexión que utilizamos se vuelve más lenta de lo habitual, pero no en todo momento, sino en determinados momentos del día.

En este caso, lo que podemos hacer para darnos cuenta si alguien está utilizando nuestro WiFi sin permiso es desconectar todos nuestros dispositivos de la red. Lo que debería suceder en condiciones normales, es que la luz del router que marca el WiFi debería dejar de parpadear, por lo tanto, si esta luz sigue prendiendo y apagando, hemos encontrado al intruso.

 Guía para evitar que te roben la señal WiFi

Realmente, lo menos grave que alguno de nuestros vecinos esté usando nuestra conexión WiFi de manera convencional, ya que alguien con más conocimientos podría emplearlo para delinquir desde nuestra conexión sin que nos demos cuenta. Pueden pensar que es una exageración, pero realmente sucedió, una persona a quien le estaban robando su WiFi tuvo que declarar para demostrar su inocencia, porque otra persona estaba realizando actividades ilícitas con su conexión.

Otra cosa que podemos hacer si queremos saber si alguien está usando nuestro Internet sin permiso, es instalar en nuestro ordenador y dispositivos móviles un programa que nos ayude a identificar los equipos que se encuentran conectados a nuestra red.

Incluso, algunos equipos que emplean las plataformas Windows, Linux y Mac, ponen a disposición del usuario algunas herramientas de comprobación. Además existen aplicaciones gratuitas que también pueden encargarse de esta tarea. En ambos casos, vamos a poder detectar si tenemos más dispositivos conectados a nuestra red de los que deberíamos, y además obtener sus datos para denunciarlo o hablar con el si es un vecino.

2- Una de las medidas que podemos tomar para que no nos roben el WiFi de nuestra casa es emplear la información del router de nuestro operador de ADSL o fibra.

Puede suceder que cuando hagamos cualquiera de las comprobaciones que mencionamos anteriormente no identifiquemos a nadie, porque en ese preciso momento no haya nadie conectado pero puede haber estado usando nuestra red hasta hace minutos.

Si queremos chequearlo, vamos a tener que ingresar la dirección de nuestro router de la manera habitual “http://192.168.1.1 o http://192.168.0.1” (se encuentra en el manual o podremos solicitarla al operador) en el navegador. Luego vamos a ingresar el nombre de usuario y contraseña del router.

Es importante que cambiemos tanto el nombre de usuario como la contraseña que viene por defecto en el router para no facilitarles las cosas a los intrusos.

 Guía para evitar que te roben la señal WiFi3- Finalmente, lo que podemos hacer para que nadie más utilice nuestra conexión a Internet sin nuestro consentimiento es seguir los pasos que les detallamos a continuación:

  1. Lo primero que vamos a tener que hacer es intensificar la seguridad de la red WiFi, especialmente cambiando la contraseña que recibimos por defecto, lo más recomendable es que la nueva contraseña sea larga y combine letras, números y símbolos.
  2. También vamos a poder configurar el router para que únicamente los equipos que identifiquemos, con sus direcciones MAC individuales, puedan utilizar la conexión en cuestión. De todas maneras, no es un procedimiento 100% fiable, ya que puede ser corrompido, aunque no tan fácilmente como si no lo hiciéramos.
  3. Tendremos que desactivar la asignación automática de las direcciones IP y en su lugar asignarlas de forma manual.
  4. Otra cosa muy útil es volver invisible nuestro WiFi o cambiar el SSID. Si cambiamos el nombre a la red, les resultará más difícil identificar cuál es nuestro operador y por ende, nuestra contraseña. Si además de esto, volvemos invisible nuestro WiFi, nuestra red no aparecerá cuando alguien busque redes inalámbricas.

La realidad es que para muchos, el hecho que un vecino esté usando su conexión a Internet sin permiso no es algo tan relevante, pero deben estar conscientes que si esa persona es un hacker, puede traerles varios problemas, ya que tienen la habilidad de por ejemplo, sustituir nuestra identidad o poner páginas engañosas para hacerse con nuestras contraseñas y datos bancarios. Así que lo mejor que podemos hacer es tomar las precauciones necesarias para que nadie use nuestra conexión WiFi sin permiso.